sábado, 29 de agosto de 2009

CONFERENCIA: EL PLAN DE DIOS PARA TU FAMILIA


MENSAJE: El plan de Dios en tu familia.

Pasaje Bíblico: Génesis 1:27-28, 31

Verdad Central: Dios tiene planes específicos con la familia de hoy conforme a la Palabra de Dios.


INTRODUCCION.

Definición de Plan. En una forma simple, el concepto de plan se define como la intención o el proyecto de hacer algo. Es la consecuencia de una idea. Es decir surge un propósito, un deseo después de surgir una idea. Primero surge una idea y luego se preparan los planes o el plan para concretar dicha idea.

Todos tenemos un plan. Las organizaciones se trazan planes: por ejemplo, vimos en las noticias como el G20 o grupo de los 20, que son los 8 países más industrializados, los 11 países con economías más emergentes y la unión Europea como bloque. Ellos se reunieron en estos días para tratar de buscar una salida a la crisis mundial en que vivimos. De esa cumbre salieron con un plan, con un propósito de subsanar los problemas económicos del mundo actual.

Así mismo, cada iglesia o concilio tiene planes trazados de lo que quieren llegar a ser como institución y como pueblo de Dios, que es como dice la Palabra: “llegar a la estatura y a la plenitud de Cristo”.

Tener un plan es lo mismo que decir: tener una meta. Tener un deseo, una intención, un proyecto, tener un propósito.

Así mismo, el Dios de los cielos tiene un deseo, tiene una meta, tiene un propósito, tiene un plan para la familia, tiene un plan para ti y tu familia. Gloria a Dios.

Leímos en el primer libro del Pentateuco, Génesis 1:27-28 que Dios Creo al hombre a imagen de Dios; varón y hembra los creo. Desde aquí vemos a Dios trazando un plan para la creación. Un plan maravilloso, pues esa idea de Dios, vino a convertirse en su obra maestra, vino a ser “bueno en gran manera”.

Dios lo primero que establece es su imagen en el ser humano. El ser humano tiene la esencia de Dios. No se parece a Dios en su aspecto físico, sino en la extensión de su naturaleza. Se refiere a cualidades como la razón, la personalidad y el intelecto; además de la capacidad de hablar, entre otras. Una naturaleza que es extendida a toda la raza humana a través de un matrimonio. ALELUYA.

De ahí partimos con los planes y propósitos de Dios para la familia.

1. En primer lugar Dios creo la familia y los bendijo. Dios tiene el propósito de bendecir la familia. Que sean bendecidos. Cuando nos referimos a que sean bendecidos, no solo nos referimos a la prosperidad material. Dios quiere principalmente que la familia este bendecida espiritualmente. Hoy en día, la presencia de Dios esta ausente en muchos hogares, esa es la razón de que muchos no pueden enarbolar victoria, porque Dios no ocupa el primer lugar en esos hogares. Como vemos en la lectura del shema Israel, al ver el fundamento del Mitzba, en Dt: “y estas Palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; y las repetirás a tus hijos, y hablaras de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes” y dice el verso 9: “y las escribirás en los postes de tu casa y en tus puertas”. Notemos que Tan importante era para Dios, que la familia fuera instruida en la Palabra y dedicada a Dios.

2. En segundo lugar, Dios crea el matrimonio y la familia; para que haya unidad (Gen 2:24 “por tanto, dejara el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne”). Dios une una pareja en matrimonio para que unidos emprendan una tarea especial, y es la de darle color, darle propósito, darle razón de ser a todas las demás criaturas de Dios. Es por eso que la familia es el núcleo más importante de la sociedad; porque esta es la que le da estabilidad a la sociedad. La unidad de la familia, representa una sociedad estable. Por el contrario, la ruptura de la familia, trae consigo la delincuencia, los vicios, la corrupción y la degradación de la sociedad. Por eso es que Dios ama la unidad. Dios quiere unidad en el matrimonio. Dios quiere unidad en la familia. Satanás esta trabajando para dividir la familia, enviando zorras pequeñas para echar a perder la unidad familiar. Un hogar dividido es una victoria para Satanás. ¿Qué es lo que te esta dividiendo tu familia? ¿un juego? ¿un trabajo? ¿tus parientes? ¿los estudios? NO PERMITAS

QUE NADA NI NADIE DIVIDA TU FAMILIA.

3. También podemos señalar, ha querido que haya provisión para la familia. Dios los coloco en un lugar que fuera a proveer lo necesario para ellos subsistir. Dios quiere proveer para el hogar, pero es necesario que confiemos en su provisión. También Dios provee un ambiente idóneo para vivir; en El hay poder para liberar tu hogar de ataduras y de opresiones malignas.


4. Dios tiene quiere que cada uno de los integrantes de la familia cumpla su rol.

a. EL HOMBRE. El hombre tiene la tarea de la provisión familiar, tanto material como espiritual. Dios ordeno al hombre trabajar en el edén para la provisión alimenticia de esa familia (Gn 2:15 “...y lo puso en el huerto de Eden, para que lo labrase y lo guardase”) (1 Tim 5:8 “si alguno no provee para lo suyo, mayormente para los de su casa, ha negado la fe, y es pero que un incrédulo”); también el hombre es el sacerdote del hogar. Y como tal tiene el compromiso de velar por la salud espiritual del hogar (guardar). Corregir a los hijos y disciplinarlos junto a su mujer. La estabilidad de una familia depende en gran medida de las actitudes del hombre. Dios le ha dado al hombre la responsabilidad de ser el líder, tal es el caso de la declaración de Josué 24:15 “yo y mi casa serviremos a Jehová”. El marido tiene que amar a la mujer: Col 3:19 “maridos, amad a vuestras mujeres, y no seáis ásperos con ellas” y el vv 21: “padres, no exasperéis a vuestros hijos, para que no se desalienten”.


b. LA MUJER. Esta tiene un rol importante en el hogar. Es la persona que debe ayudar de manera correcta al hombre, “ayuda idónea”. Debe ayudar en el liderazgo de la familia. Es la persona que esta llamada a consolar y transmitir amor a la familia, a veces el esposo puede ser seco, pero la mujer complementa el amor y los detalles en el hogar. Tiene un compromiso espiritual enorme, pues debe ser el complemento del sacerdote del hogar. En la sociedad hebrea la mujer era la que formaba espiritualmente a los hijos en el bat/bar mitzva, que es una ceremonia en donde el niño o la niña se hacen responsables de sus actos, pero instruido en la Palabra. Aunque esto se debía a que constantemente el hombre estaba en la guerra, la mujer actual no deja de tener un rol importante en la formación y disciplina de los hijos. Una buena esposa vela por su familia en lo estético, en la salud, en la imagen de la casa. El hombre provee y la mujer lo administra. Independientemente de que ella trabaje ese es un rol que le es inherente. Es servicial y atenta. Una mujer no es reina en su casa, si su esposo no es un Rey.

c. LOS HIJOS. El hijo es la inversión de los padres. Estos tienen que ser obedientes (Col. 3:20 “Hijos, obedeced a vuestros padres en todo, porque estos agrada al Señor”. Los hijos son los gobernados en la familia, y como tales están para obedecer y colaborar en todo. Reciben instrucciones, disciplinas. Hacen tareas en la casa, ellos deben ser enseñados a hacer tareas del hogar, tales como limpiar, arreglar, entre otras cosas.

5. Dios tiene un plan para el matrimonio, y es el que se amen y satisfagan mutuamente, en todos los sentidos: tanto afectivamente como sexualmente. Muchos problemas de los matrimonios son la falta de afecto (SALIR CON ELLA) y la falta de intimidad sexual. A muchos, la intimidad sexual ha sido absorbida por los hijos. Como seres humanos, todos tenemos una necesidad sexual que debe ser satisfecha, pero de la forma correcta. De conformidad con la Palabra de Dios (1 Tes. 4:4 “que cada uno… sepa tener su propia esposa en santidad y honor”). Lamentablemente la mayoría de los problemas de adulterio surgen por la insatisfacción sexual en el matrimonio. Acabemos con eso, hombres no sean gallos, y mujeres no sean frívolas. Dios quiere que tu vida sexual sea saludable.


CONCLUSION.

Dios siempre ha tenido propósitos definidos con el matrimonio, con la familia. El quiere que la familia sea un verdadero hogar (hogar viene de hoguera, era el lugar en donde los miembros de la familia se calentaban para no padecer frió). Todavía Dios tiene esos mismos planes. Aunque la sociedad ha ido cambiando, los planes de Dios con la familia no han cambiado. Dios tiene un plan con tu familia, con tu matrimonio. Dios tiene un plan contigo.

· Que marques la diferencia. Que cambies tú, no procures cambiar a tu cónyuge.
· Que ames a tu pareja. depongas el orgullo en tu matrimonio.
· Que permitas que Dios entre a tu familia. Que El sea el centro de tu hogar.
· Que no te rindas, todavía Dios quiere bendecir tu familia. Dios quiere que sea iluminada con su presencia. Dios tiene provisión para esa familia. Dios tiene protección para ti.


MINISTRO: HILARIO BALIO
Impartido en Culto de familia, 4ta. Iglesia de Dios pentecostal

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada